Mente

Pensamientos negativos automáticos, un daño involuntario a nuestra salud mental

Este tipo de pensamientos sabotean lo mejor de nosotros mismos, y si no los sabemos controlar, terminan creando una situación sumamente desagradable.

Por Esmeralda Villagómez

-

Qué son los pensamientos negativos automáticos y cómo identificarlos (Pexels)

En ocasiones el cerebro interpreta de forma automática todo lo que nos rodea, y aunque en la mayoría de estos casos, los mensajes que nos ofrece son positivos y útiles, también puede confundirnos. Estos son por los pensamientos negativos automáticos, un daño involuntario a nuestra salud mental.

A lo largo del tiempo se han estudiado los ‘pensamientos negativos automáticos’ o bien  ‘ANT’, por sus siglas en inglés ‘Automatic Negative Thought’. Estas son ideas pretenciosas que aparecen en nuestra mente sin que las busquemos, que constituyen una peligrosa fuente de emociones perturbadoras.

Pensamientos determinantes

Los ANT han sido objeto de estudio de numerosos psicólogos y psiquiatras, fue uno de los fundadores de las terapias cognitivas, el doctor estadounidense Aaron Temkin Beck quien más contribuyó a su definición en los años 60. Beck creía que los ANT eran determinantes en nuestro bienestar, o más bien en nuestro malestar. 

En su opinión, estos pensamientos negativos sabotean lo mejor de nosotros mismos y, si no sabemos controlarnos, acaban creando una situación de inseguridad, ansiedad e ira que, a su vez, genera nuevos ANT. Un círculo vicioso del que no es fácil salir, en el que los pensamientos negativos se repiten una y otra vez.

Leer también: Qué es la ansiedad anticipatoria y qué hacer para controlarla

Se comienza identificándolos

Son pensamientos de los que no somos responsables. Detrás de la mayoría de sensaciones de malestar se encuentran uno o varios ANT, de los que no siempre es fácil percatarse. Para identificarlos, primero debemos saber qué tres características principales cumplen estos pensamientos.

3. Suelen ser mensajes específicos

Qué son los pensamientos negativos automáticos y cómo identificarlos - Foto Pixabay

Los ANT suelen tener una forma específica y recurrente, se identifican fácilmente por nuestro discurso interior. Aparecen como mensajes compuestos por una frase corta que se repite en nuestra cabeza una y otra vez, en forma de recuerdos, suposiciones o autorreproches, como la reconstrucción de un suceso pasado, etc.

Leer también: Hábitos que ayudan a producir serotonina en el cuerpo

2. Son mensajes que nos creemos

Surgen de forma espontánea, entrando de forma brusca en la mente, sin que hayamos hecho ningún juicio previo de la situación. Aunque desde fuera los ANT puedan parecer ridículos, los damos por válidos, sin cuestionarlos, pues se viven como verdades absolutas espontáneas, algo que se puede evitar si los analizamos.

1. Son mensajes irreflexivos

Para conseguir mantener los ANT a raya, debemos darnos cuenta de que nuestra voz interior sólo nos ofrece un punto de vista, ya que los ANT responden a una automatización del cerebro, que no incluye una reflexión previa del juicio emitido, pero que parece de lo más lógica.

En esta nota

Recibe todas las noticias en tu e-mail

Todo sobre salud mental, alimentación, yoga, relax y más.

Debes completar un tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Sigue leyendo

Ranking

Más de Mente